Días al sol africano de Gambia

17 Oct

Sanyang Gambia

por Carlos Fuentes

Aquí estuvieron los árabes en el siglo IX, luego navegantes portugueses con sus rutas comerciales a las puertas del gran imperio mandinga y, ya en el siglo XVII, la prolongada presencia colonial del Reino Unido. Gambia es el país continental más pequeño de África, aunque rebosa historia, patrimonio natural y el potencial turístico necesario de un destino al alza. La puerta sonriente de África brinda sol a raudales y playas de arena dorada, excursiones de vida silvestre e interesantes paseos históricos.

En este país alargado en torno al curso del río que le da nombre, la vida transcurre alrededor de la cuenca fluvial más importante del oeste de África en el más pequeño de los estados africanos continentales. En Gambia viven ahora alrededor de un millón y medio de personas en una superficie total que abarca poco más de once mil kilómetros cuadrados. Con un huso horario coincidente con el meridiano de Greenwich, su clima subtropical se caracteriza por una estación seca que se extiende de noviembre a junio y un periodo de lluvias que se alarga de julio a octubre. La temperatura media anual se sitúa alrededor de los veintisiete grados, con descensos nocturnos de hasta diez grados. En el plano social, el primer idioma es el inglés, aunque también están presentes lenguas de origen africano como el mandinka, el wolof, el fula y el serene. En los principales hoteles y lugares turísticos, no obstante, es habitual que su personal domine otros idiomas europeos como alemán, francés o italiano.

Pero que Gambia sea uno de los países más pequeños de África no significa que sus atractivos sean menores. Independiente del dominio colonial británico desde 1965, el nuevo estado africano ha disfrutado de una más que razonable estabilidad social, económica y política durante los últimos años, en especial a raíz de su relación de confederación suscrita en 1982 junto al influyente vecino Senegal. En el plano político cabe destacar la remodelación legal que a partir del año 2011 ha hecho posible la existencia de partidos de oposición. En el panorama económico, Gambia se ha beneficiado del paulatino incremento en el precio del cacahuete, que continúa siendo el principal producto agrícola que el país cultiva para la exportación. También la pesca es un motor importante de la economía de Gambia, pues seis de cada diez ciudadanos residen en ciudades o poblaciones ribereñas al río homónimo que ocupa el diez por ciento del país.

child Gambia

La evolución del sector turístico gambiano viene jugando un papel fundamental en el sostenido progreso económico y social del país. A partir de las dos zonas urbanas principales, la capital administrativa y política situada en la ciudad de Banjul y su vecina urbe comercial de Serekunda, este país del oeste africano se abre al mundo con una oferta notable que combina el turismo de sol y playa en playas paradisíacas como la de Sanyang con varios destinos interiores en las regiones de Janjanbureh, Mansa Konko, Basse, Kerewan y Brikama. Este despegue turístico de Gambia también está basado en gran medida en la declaración de nueve zonas prioritarias para el desarrollo del sector nacional en ambas franjas de la costa que mira de frente al océano Atlántico. En estas zonas, verdaderas reservas naturales repletas de palmeras en primera línea de playa y arenas doradas aún por descubrir, el viajero puede realizar actividades de crucero recreativo y de pesca, rutas para el avistamiento de aves, visitas a diversas localidades rurales tradicionales y eventos deportivos o culturales.

Mención especial merece la reserva natural de Abuko, donde las autoridades han apostado por una conservación íntegra para garantizar su disfrute por las venideras generaciones de gambianos y también por el número creciente de visitantes extranjeros que se sienten interesados por la contemplación de la vida natural en esencia. Calificado por algunos expertos biólogos como una de las reservas naturales más importantes de África y, sin duda, “el paraíso para los amantes del avistamiento de aves silvestresen Gambia. “Puedo asegurar que si el visitante está buscando unas vacaciones exóticas o un viaje a través de la historia, así como por interés de inversión o de negocios, Gambia será todo un descubrimiento”, afirma Fatou Mass Jobe-Njie, ministra de Turismo. En esta área conviene resaltar el crecimiento sostenido de la llegada de turistas al país. Por ejemplo, en enero, uno de los meses más importantes para las visitas foráneas, Gambia recibe a alrededor de veinte mil viajeros, con protagonismo esencial de los turistas británicos (48%), holandeses (14%) y suecos (7%). La presencia de turistas y viajeros españoles continúa creciendo aunque con tasas menores a las de los nacionales europeos de los tres países antes citados.

Gambia mujeres

Para muchos de estos turistas, la principal atracción de Gambia sigue siendo la huella que la triste historia de la esclavitud africana dejó en este pequeño país de historia interesante. Porque Gambia brinda al visitante la oportunidad de ver in situ dónde se desarrolló buena parte del tráfico irregular de personas hacia los destinos metropolitanos en Europa y América Latina. Se trata de un lugar de emoción indiscutible que ha pasado a la historia como Fort James a partir de su construcción por militares y colonos procedentes de los Países Bajos en el año 1651. No obstante la fundación holandesa, fue el periodo de dominación británica el que situó a este lugar en el mapa mundial del tráfico de esclavos. En la actualidad, Fort James sigue situado en una pequeña isla ubicada veinte kilómetros dentro del río Gambia, hoy convertido en un lugar patrimonio de la Humanidad, declarado en 2003 por la Unesco como eslabón crucial en la vía esclavista hacia América y Europa. Quizá recuerde usted la popular serie de televisión Kunta Kinte, que narra la historia de un esclavo sobre la novela del escritor negro Alex Haley, y que desde hace dos años da nombre a la isla en la que se encuentran situados los vestigios de lo que un día fue el fuerte James.

Pero los recuerdos tristes son cosas del pasado. Porque hoy Gambia ofrece la estancia turística más tranquila de la costa oeste africana gracias a la reputada amabilidad de sus gentes. Y también, conviene no olvidarlo, por un tratamiento notable de sus costumbres, desde tradiciones culturales a la gastronomía, una de las más interesantes de esta zona de África. Si usted está de visita o tiene planes para viajar a Gambia no olvide probar las suculentas recetas de platos como el nyombeh nyebbeh (guiso a base de yuca, judías y verdura), el domoda (carne o pescado cocinado con verduras y pasta de cacahuetes) o el benachin (carne o pescado elaborado con hortalizas frescas y pasta de tomate natural). Y a la hora del postre, y de una tertulia a la sombra de una de las palmeras que jalonan la costa gambiana, puede recurrir a infalibles recetas para amantes de lo dulce que provienen de las influencias cruzadas entre las cocinas africanas tradicionales y vestigios de la presencia de árabes, portugueses e ingleses.

camping Tendaba Gambia

Un camping en medio de la selva

Entre la amplia oferta de turismo cercano a la naturaleza existente en Gambia, uno de los lugares más singulares se encuentra situado a 165 kilómetros de la capital nacional, la populosa ciudad de Banjul. Las instalaciones del camping Tendaba, el primero de los que se construyó en este pequeño país del oeste africano, ofrecen un lugar de amplias posibilidades junto al río Gambia para conocer la forma de vida en las áreas menos transitadas del país. También para el avistamiento de animales silvestres, sobre todo de aves acuáticas y pájaros, durante cómodas excursiones a aldeas y zonas fluviales remotas. El camping Tendaba ofrece un alojamiento en el ámbito natural, pero no por ello exento de servicios de suministro eléctrico, restaurantes y bares, piscinas al aire libre y salas para la lectura o la celebración de reuniones de trabajo. Y en las tardes de sol poniente sobre el impresionante paisaje del río Gambia, el cauce fluvial más largo de los que existen en esta parte de África, una terraza de bambú que cada noche alcanza sus mejores momentos de animación.

Publicado en la revista NT en octubre de 2013

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: